LA GRAN OPORTUNIDAD PARA LOS DESARROLLADORES DE SOFTWARE

La gran oportunidad para los Desarrolladores de Software… “No necesito un taladro. Necesito un hueco en la pared”.

¿Qué que hace que empresas que no poseen ni activos, ni empleados, ni oficinas, ni equipos como Airbnb y Uber, valgan tanto? ¡El software que las mueve!

Si te desenvuelves en el mundo de Desarrollo Software, éste es el mejor momento para crear tu aplicación.

No ha habido mejor momento en la historia para el Desarrollo de Software que éste. La globalización, unida a la desconfianza que genera el modelo económico de grandes consorcios que imponen sus precios en un monopolio de mercado, ha derivado en la creación de redes para el comercio de bienes y servicios, en lo que se ha llamado “Economía basada en Compartir”. Hoy día, los ciudadanos disponen de muchas más opciones para satisfacer sus necesidades financieras, de transporte y de entretenimiento, compartiendo posesiones.

Veamos el caso de Airbnb, por ejemplo. El sistema permite a los particulares rentar casas, cuartos y hasta sofás y camas de aire a viajeros que no están dispuestos a pagar sumas astronómicas a las cadenas hoteleras. Hasta hoy, llevan un promedio de 425.000 huéspedes por noche, y más de 155 millones de huéspedes al año.  Cerca de 22% más que el Hilton Worldwide, que recibió 127 millones de huéspedes en 2014.

Otro caso emblemático es Uber, que opera en 250 ciudades a nivel global, y facilita el transporte económico mediante la prestación del servicio de los dueños de los vehículos directamente a los usuarios. Para febrero de 2015 la empresa había sido valorada en US$41.2 billones, muy por encima del valor de gigantes como Delta Airlines, American Airlines y United.

¿Y qué es lo que hace que empresas que no poseen ni activos, ni empleados, ni oficinas, ni equipos valgan tanto? La economía basada en compartir. Y ¿cuál es el motor de esta nueva modalidad de intercambio comercial? ¡El software que la mueve! Nada más.

La economía compartida ya abarca espacios en todos los ámbitos:

  •    Carsharing y carpooling: se comparten trayectos como conductor o pasajero y se ofrecen el vehículo para que lo usen otros mientras al dueño no le hace falta.
  •    Coworking: espacios de oficinas compartidos entre diferentes empresas con distintos horarios o para freelancers.
  •    Finanzas participativas como el crowdfunding para el apoyo de proyectos individuales y el crowdlending para préstamos entre particulares.
  •    Intercambio de divisas entre particulares, monedas sociales virtuales como el bitcoin

Ya hay centenares de ejemplos de empresa como éstas en Latinoamérica: Comunitae y Lendico (para préstamos colaborativos), Home for Exchange (para el intercambio de casas entre particulares), BlaBlaCar y Carpooling (para compartir coche), Social Car (para alquiler de coches entre particulares), Goteo, Verkami, Kickstarter e Indiegogo (para la búsqueda de financiación en proyectos), Puddle y TuTanda (como plataformas para el ahorro colectivo), Transferwise (para el intercambio de divisas entre particulares) y muchos más.

Si te desenvuelves en el mundo del desarrollo de software, no ha habido mejor momento que éste para crear aplicaciones basadas en necesidades globales o locales.