android

Cuatro claves para entender el bloqueo de Google a Huawei

Si tienes un celular marca Huawei o estás pensando en comprar uno, seguramente has estado atento a la información que ha circulado durante el último mes sobre la guerra comercial entre China y Estados Unidos, la cual ha derivado en el rompimiento de las relaciones entre Google y la multinacional asiática. Aquí te contamos las claves para entender el bloqueo a Huawei y las implicaciones para quienes han comprado un smartphone.

El principal temor de los usuarios es que los teléfonos Huawei se queden obsoletos y se conviertan en solo un cascarón, debido a que los equipos de la empresa china usan el Sistema Operativo Android de propiedad de Google, el cual permite las descargas de aplicaciones a través de la Play Store y las actualizaciones constantes de los equipos, para un mejor funcionamiento de los procesos y los niveles de seguridad.

Huawei ha salido al paso de estas noticias y ha intentado calmar a sus compradores explicando que los equipos que han sido adquiridos y los que están actualmente en venta no tendrán inconvenientes de actualizaciones; que podrán acceder con normalidad a la tienda y descargar aplicaciones. Sin embargo, el problema va a estar en los smartphones que saldrán a la venta a partir de agosto próximo.

Estos nuevos equipos no entrarían dentro del acuerdo que tenían las dos empresas de tecnología y no tendrían el Sistema Operativo de Android, sino que tendrían un nuevo sistema en el que ha estado trabajando Huawei desde hace un tiempo, precisamente previendo lo que pasaría, pero eso lo contaremos más adelante.

Por su parte, Google ha matizado las declaraciones de la empresa asiática y ha explicado que el alcance de su decisión de suspender relaciones va más allá. En un comunicado, la empresa de California explicó que, para los usuarios de sus servicios, “Google Play y las medidas de seguridad de Google Play Protect continuarán funcionando en los dispositivos Huawei existentes”.

Esto quiere decir que continuarán usando aplicaciones como Google Maps o Gmail, por mencionar algunas. Pero, en el mismo documento, Google manifestó que no se va a poder actualizar el Sistema Operativo, esencial para el correcto funcionamiento del equipo.

Claves del bloqueo a Huawei

Para entender mejor de dónde viene la lucha contra la multinacional asiática, es importante conocer cuáles han sido las cuatro claves para que se dé este bloqueo.

  1. Espionaje: en febrero de 2018, por temas de seguridad, las principales agencias de inteligencia de Estados Unidos aconsejan que no se utilicen los celulares inteligentes de las marcas chinas Huawei y ZTE-.

    En mayo de ese mismo año, en las tiendas de las bases militares estadounidenses se dejaron de vender teléfonos móviles y módems fabricados por Huawei y ZTE.

    El Departamento de Defensa de Estados Unidos alegó posibles riesgos de seguridad. Ese mes se prohibió a todas las entidades gubernamentales estadounidenses usar cualquier tipo de dispositivo Huawei. Sin embargo, al mes siguiente los gobiernos de los dos países acordaron que la compañía de telecomunicaciones y tecnología ZTE volvería a operar a cambio de pagar una multa de 1.000 millones de dólares, depositar otros 400 millones en custodia y permitir que reguladores norteamericanos monitorearan sus operaciones.

    En diciembre el enfrentamiento se recrudeció con el arresto en Canadá, a petición de Estados Unidos, de Wanzhou Meng, la directora financiera e hija del fundador de Huawei, por la supuesta violación de sanciones impuestas contra Irán. A partir de ahí, la ‘guerra’ comercial se ha ido recrudeciendo hasta llegar a mayo de este año cuando Donald Trump incluyó a Huawei en una ‘lista negra’ que les prohíbe adquirir componentes de firmas estadounidenses sin una autorización previa del Gobierno.

    Además, el presidente estadounidense prohibió a las empresas de su país el uso de equipos de telecomunicaciones “de compañías extranjeras vistas como riesgosas para la seguridad nacional”. Eso llevó a empresas como Google, Intel, Qualcomm, Broadcom, Micron Technology y Western Digital, entre otras a suspender sus relaciones comerciales con Huawei.

  2. Tecnología: Otra de las situaciones que ha mantenido una tensión constante entre China y Estados Unidos es la obligación de las empresas extranjeras que llegan a suelo chino de asociarse con una firma local para poder operar en ese territorio asiático.

    Si bien es una medida de protección para la mano de obra local y de empuje para el crecimiento de las compañías chinas, para los gobiernos extranjeros se convierte en una forma de perder la confidencialidad de ciertas tecnologías al tener que compartirlas con esas empresas locales, e incluso temen que puedan terminar en manos del gobierno de Pekín.
  3. Carrera por el 5G: Expertos aseguran que detrás de toda esta guerra comercial está la puesta en marcha de la tecnología 5G que Huawei ya está ofreciendo a diferentes países. Analistas indican que los que esconde esta ‘Guerra Fría Tecnológica’ es la preocupación del gobierno de Trump por la supremacía de China en la carrera militar y el 5G. Incluso el presidente estadounidense ha hecho lobby en diferentes países para que se unan en su cruzada por imponer medidas más duras en contra de la empresa china.

    El temor de Washington es que Huawei instale en las redes una capa oculta (conocida como puerta trasera) con la que el Gobierno chino pueda controlar las comunicaciones de todo el mundo, como una especie de Caballo de Troya. La empresa asiática ha afirmado que esa acusación es infundada y ha ofrecido el acceso a sus redes a las autoridades estadounidenses para que puedan comprobarlo.
  4. Aranceles: Esta guerra comercial habría comenzado a principios de 2018 cuando Estados Unidos impuso aranceles sobre los paneles solares, las lavadoras y a las importaciones de acero y aluminio de todo el mundo. China habría respondido con una imposición arancelaria a 120 tipos de productos norteamericanos valorados en 3.000 millones de dólares.

    En septiembre del año pasado la medida de Washington habría escalado a aranceles del 10% a productos de China, por un valor de 200.000 millones de dólares, a lo que Pekín respondió con aranceles a bienes estadounidenses valorado en 60.000 millones de dólares.

    El último paso de Washington fue aumentar al 25% los aranceles impuestos anteriormente. La represalia de China fue subir a entre el 20% y el 25% los aranceles a esos impuestos que ya había gravado antes.

‘Guerra Fría Tecnológica’

Estados Unidos y China están inmersos en una guerra comercial que está afectando los mercados de todo el planeta, toda vez que ambos países hacen parte del grupo de potencias económicas más importantes.

La lucha entre estas dos naciones ha pasado a denominarse ‘Guerra Fría Tecnológica’. Expertos señalan que el Gobierno Trump ha escogido a Huawei como principal blanco de ataques debido a su posición de gigante tecnológico, por ser representativo del país asiático.

Lo cierto es que la empresa multinacional presentó el pasado mes de abril su balance anual. En el reporte se indica que tuvo un crecimiento interanual del 19.5%, con un ingreso por ventas superior a los $105.1 miles de millones de dólares y sus ganancias netas llegaron a 8.6 miles de millones de dólares, con un incremento anual del 25.1%.

Ese crecimiento se vio reflejado en su porcentaje de participación de los mercados, pasando al segundo lugar con el 19% en lo que va de este año, por encima de Apple que bajó a 11,7%, pero por debajo de Samsung que se mantiene en primer lugar, con un 23,1% de participación global.

¿Qué te han parecido estas claves? En Next U tenemos las carreras que necesitas para adquirir estos conocimientos y formarte como un profesional experto en el mundo de las tecnologías y lo que se mueve alrededor de ellas.